sábado, 29 de agosto de 2009

Música y Salud I: El Efecto Mozart


¿ Quieres volverte 10 minutos más inteligente ?

En 1993, la psicóloga Frances Rauscher y el neurobiólogo Gordon Shaw de la Universidad de Wisconsin describieron que la exposición de 36 estudiantes durante 10 minutos de la sonata para dos pianos en re mayor K.448 tenía efectos positivos en las pruebas de razonamiento espacio temporal. Este efecto duraba unos 10 minutos. Publicado en la revista Nature

Sabes inglés y te interesa el tema puedes ir a la página de la psicóloga Rauscher y acceder a los estudios publicados por ella.

La noticia corrió como la pólvora por todo el mundo con titulares como "Mozart puede aumentar la inteligencia de su hijo". El estudio original de Nature no sólo no se había hecho con niños sino que había encontrado un aumento temporal y muy modesto del Coeficiente de Inteligencia de unos estudiantes universitarios.

Aparecieron CD con títulos como «Barroco para su bebé» o «Mozart para papás y mamás», mientras los propios autores del estudio no daban crédito a sus ojos. En 1998, en el Estado de Georgia, Estados Unidos, se empezaron a entregar CD de Mozart a todos los padres con niños pequeños. Más tarde se siguió el mismo ejemplo en otros lugares. Se organizaron conciertos para bebés y se dispararon las ventas de Mozart.

Dice que la música de Mozart es buena para corregir unos cincuenta problemas, entre ellos: el dolor de cabeza, de espalda, el asma, la obesidad, el alcoholismo, la epilepsia, la esquizofrenia, las enfermedades del corazón, el bloqueo del escritor, el sida, .... y que sirve para otros menesteres como hacer un mejor vino, un pan más sabroso o para mejorar el sabor de la cerveza.

En 1999, se vertieron sospechas sobre el famoso estudio. Una revisión de 16 trabajos realizados posteriormente a su publicación —con un total de 714 voluntarios— reveló que ninguno de ellos había logrado reproducir los resultados. El autor de esta revisión, Christopher F. Chabris, del Massachusetts General Hospital y Harvard Medical School, dijo que el aumento de la habilidad para realizar esas tareas era «estadísticamente insignificante» y que no debería verse como «un fármaco intelectual milagroso».

Muchas publicaciones se hicieron eco. La CNN tituló: «Mozart es agradable, pero no aumenta el Coeficiente de Inteligencia». Uno de los autores del estudio original, Frances Rauches, estaba de acuerdo con sus críticos. Declaró que ellos nunca habían dicho que Mozart sirviera para aumentar la inteligencia de los niños. «Estoy horrorizada y muy sorprendida por todo lo que ha pasado. Es un salto gigante pensar que si una música tiene efectos a corto plazo en estudiantes universitarios va a hacer que los niños sean más listos. Cuando publicamos los resultados, pensamos que nadie iba a hacer caso. Todo el asunto se ha ido completamente de las manos».

....-Que lástima, siempre los Refutadores de Leyendas (Dolina Dixit) haciendo de las suyas -

Pero porque no hacer su propia experiencia, no se si nos volveremos 10 minutos más inteligentes, pero de los que estoy seguro de que escucharemos una obra que llegará a nuestro corazón con las melodías sencillas, la riqueza armónica y el legado de un gran genio de la humanidad como Wolfgang Amadeus Mozart.

Por eso aquí les dejo La Sonata en Re Mayor para 2 Pianos KV 448 compuesta por Mozart en Noviembre de 1781 en Viena e interpretadas por los pianistas Ingrid Haebler y Ludwig Hoffmann

I. Allegro con Spirito:

si no te aparece la barra puedes hacer clic aquí

II. Andante

si no te aparece la barra puedes hacer clic aquí

III. Allegro Molto

si no te aparece la barra puedes hacer clic aquí

eldalai
Fuentes
http://kindsein.com/es/3/10/157/
http://es.wikipedia.org/wiki/Efecto_Mozart
http://estimulacionydesarrollo.blogspot.com/2007/03/el-efecto-mozart.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada